10 reglas básicas de la pronunciación en francés

 

La pronunciación en francés es uno de los aspectos que mas se nos resiste a los españoles cuando estamos aprendiendo este idioma. Algo bastante raro teniendo en cuenta que, al igual que el castellano, esta lengua proviene del latín. Y es que el francés es el segundo idioma más estudiado en España (tan solo seguido por el inglés), así que no podemos dejar que esto siga sucediendo.

Para solucionarlo, en este artículo hemos reunido 10 reglas básicas de pronunciación que te ayudarán a hablar mejor en francés. Estas reglas te ayudarán a perfeccionar el idioma, más aún si lo pones en práctica hablando con alguna persona nativa, ya sea en tu próximo viaje o realizando un curso de idiomas en Francia.

 

Las 10 reglas básicas de pronunciación

 

1. Primera regla: «La E»

 

Esta letra es la causante de muchos de los problemas de pronunciación del francés. Tiene 3 tonalidades distintas: el acento grave (è), el circunflejo (ê) y el agudo (é). Se pronuncian de manera similar a la «E» española, pero dependiendo si el acento es grave o agudo, la pronunciación ha de ser más abierta o más cerrada respectivamente. Por otro lado, también existe la «E» sin acento, que es muda al final de las palabras y si se encuentra al principio o entre medio suena como una mezcla de «E» y «O».

 

2. Segunda regla: «La C»

 

Esta letra tampoco se queda atrás. La tercera letra del abecedario tiene miga, y es que cuando se encuentra antes de la «E» o de la «I» (o cuando lleva la cedilla «Ç») suena como si fuese una «S». Asimismo, el CH en francés tiene un sonido más suave que en castellano y debe pronunciarse más o menos como el SH en inglés. Todo eso excepto cuando precede de «L», «N» o «R», en esos casos debe tratarse como si fuese una K.

 

3. Tercera regla: «La R»

 

Seguro que alguna vez has intentado imitar el acento francés y has pronunciado la «R» como si fuese una «G». ¡Pues sigue haciéndolo! Así es como debe sonar.

 

4. Cuarta regla: La «G»

 

Esta letra tiene el mismo sonido que en castellano, excepto cuando va delante de «E» o de «I». En este caso se transforma y suena como la «J» francesa (algo similar a nuestra «LL». También es importante saber que la forma «GN» se pronuncia como nuestra clásica letra «Ñ» (Espagnol, por ejemplo)

 

5. Quinta regla: La «PH»

 

Esta es una de las reglas más fáciles de  memorizar. Tan solo deber recordar que esta combinación se pronuncia como  la letra «F» (Photographie, philosophie…)

 

6. Sexta regla: Las vocales

 

En la primera de las reglas nos adelantábamos con la «E», ya que es merecedora de su propio apartado, pero lo cierto es que a la hora de hablar francés debes prestar atención a todas las vocales. La «O», «AU» y «EAU» se pronuncian como la vocal «O», mientras que la combinación «OU» tiene el mismo sonido que nuestra «U». «OI» debe pronunciarse como «UA» y «EU» y «OEU» como si estuvieses pronunciando al mismo tiempo la E y la U. Mención especial a la vocales que van seguidas de «M» y «N», ya que deben sonar como si tuvieras la nariz tapada.

 

7. Séptima regla: La terminaciones

 

La gran mayoría de las «E» y «S» no se pronuncian. Asimismo, la terminación «-ENT» (tercera persona del plural), también es muda. ¡Y también algunas consonantes!

 

8.Octava regla: La diéresis

 

La diéresis en francés se utiliza al igual que en castellano para destruir las combinaciones entre vocales. De este modo, cada una formará parte de una sílaba distinta y sonará de forma independiente.

 

9. Novena regla: Las palabras agudas

 

En francés todos las palabras son agudas, por lo que el acento tónico recae en la última sílaba. Aunque siempre existen alguna excepción… Como hemos comentado anteriormente, si las palabras terminan en «E», esta no tiene que pronunciarse por lo que el acento recae en la vocal que la precede. Esto también afecta a las aquellas palabras que se ven modificadas por terminaciones verbales o por la forma del plural.

 

10. Décima regla: La liaison

 

Así es como se conoce en francés a las palabras que unen su última sílaba a la primera de la siguiente. En estos casos se debe pronunciar como si fuese una única palabra. Esto sucede siempre que una palabra termina por la «E» muda y la siguiente empieza por la «H», que también es muda. De este modo, «Les amis» sonará como «Lesami»

 

Hay muchos otros aspectos a tener en cuenta, pero esto son los principales. Ahora que ya los conoces es el momento de ponerlos en práctica. Y que mejor manera de hacerlo que viajando a Francia con Ynsitu. ¡No te pierdas nuestros cursos de idiomas en el extranjero!

6 trucos para mejorar tu pronunciación en inglés

 

Cuando comienzas a aprender un nuevo idioma, a veces puedes sentir que la pronunciación es una obstáculo para desarrollar tus conocimientos del idioma. Incluso si hace tiempo que comenzaste a aprenderlo, en ocasiones puedes sentirte incapaz de pronunciar bien. Sí estás en alguna de estás situaciones y andas buscando un remedio para ello, no te preocupes. Con los trucos que te vamos a dar a continuación, mejorarás tu pronunciación y te sentirás capaz de mantener una conversación sin ningún problema.

 

Olvídate por completo del español

 

Parece el consejo más típico y probablemente uno de lo que ya te hayan dado, pero es totalmente cierto. Generalmente, la mayoría de personas que tienen dificultades en la pronunciación del inglés tienen muy en mente como se habla en su idioma natal. De este modo, cuando intentan mantener una conversación en otro idioma sin alejarse del suyo propio, pronuncian como lo harían en español.

Es cierto que cuando comienzas a aprender un nuevo idioma, al principio cuesta salir de nuestra zona de confort y por eso nos agarramos a lo que ya conocemos. Pero es un grave error, porque la pronunciación en inglés es completamente diferente a la del español. Pronunciar de manera incorrecta puede producirnos frustración y poco a poco, nos irá será más complicado soltarnos a la hora de hablar, por eso este truco es tan importante.

 

Cuando busques palabras en el diccionario, interésate también por la pronunciación

 

En los diccionarios no solo aparecen los significados de las palabras, en muchos de ellos suelen aparecer también la pronunciación de estas.

Es uno de los trucos que menos se tiene en cuenta, pero puede ser muy interesante y efectivo. Una buena manera de comenzar a aprender inglés es interesarte no solo por el significado de las palabras, sino también por su pronunciación cuando las busquemos en el diccionario. De este modo no solo aprendemos como se pronuncia,  sino que también comenzaremos a aprender como se representan los fonemas y sonidos del inglés y enriqueceremos aun más nuestro conocimientos

 

Escucha la pronunciación de cada palabra y repítela

 

Actualmente, existen cientos de páginas en las que puedes escribir una palabra y escuchar su pronunciación. La más conocida de todas ellas es el propio traductor de Google. Esta herramienta online nos permite, no solo traducir las palabras, sino que también nos da la opción de escucharlas a golpe de clic.

A parte de escuchar como se pronuncia, es muy beneficioso repetir tantas veces como necesites esa palabra. Así será mucho más fácil recordarla cuando tengas que usarla en otro momento.

 

Escucha música y ve series en inglés

 

Es uno de los consejos que mas se repite cuando alguien comienza a estudiar inglés, y al mismo tiempo el que más se ignora. El miedo a no entender lo que se dice hace que nos pensemos dos veces si poner la película, serie o canción, pero si no lo intentas nunca sabrás si eres capaz.

No te preocupes si consideras que tu conocimientos del inglés son aún demasiado bajos como para enterarte perfectamente de todo. Actualmente, gracias a plataformas como Netflix o HBO, tenemos una gran cantidad de películas o series de diferente categorías y grados de dificultad para comenzar a verlas según tu nivel. No te preocupes si al principio no entiendes la mayor parte de lo que estás escuchando, a todos nos pasa. ¡Los subtítulos se convertirán en tu mejor aliado!

Y en cuanto a música, cualquier grupo de habla inglesas es perfectamente válido para comenzar a desenvolverte con la pronunciación. Una muy buena idea, es visualizar la letra de la canción mientras la escuchas y repetir este proceso las veces que necesites hasta afianzar un poco la pronunciación de las palabras.

 

Cuida la puntuación y la entonación

 

Al igual que la pronunciación, la puntuación y la entonación del inglés es totalmente diferente al español. Generalmente, en inglés se hacen las frases mucho más cortas que en español y dependiendo del tipo de frase (interrogativa, afirmativa, exclamativa…) se entona de una forma u otra.

Los trucos que te hemos mostrado anteriormente te ayudarán a diferenciar la variedad de entonaciones que existen y que tan importantes son si quieres tener una pronunciación perfecta.

 

Relaciónate con personas de habla inglesa.

 

El consejo más útil que te podemos dar: habla todo lo que puedas en inglés y si es posible con nativos. Puede que al principio te de vergüenza o creas que lo estás haciendo mal, pero equivocándonos es cuando más aprendemos.

Si no conoces a nadie de hable inglés, no te preocupes. En la mayor parte de la ciudades, hay cafeterías, bares y diferentes establecimientos en los que se producen intercambios de idiomas. De este modo ambas partes ganan: tú le enseñas español a tu compañero, mientras que ello te enseñan inglés.

Y es que no solo se trata de aprender, también se trata de conocer gente y hacer nuevos amigos, sumergiéndote en diferentes culturas.

 

Ahora que ya conoces los trucos, ¡es hora de ponerlos en práctica!.. y no hay mejor manera de aprender que conocer un país nuevo. Por eso en Ynsitu te ofrecemos cientos de posibilidades de conocer otros países mientras aprender un nuevo idioma. ¡Viaja con nosotros y disfruta de nuestros cursos de idiomas en el extranjero!

 

5 consejos de pronunciación para un perfecto italiano

5 consejos de pronunciación para un perfecto italiano

 

Aunque hay muchas similitudes entre la lengua castellana y la italiana, hay ciertos aspectos que se deben cuidar a la hora de expresarnos. Si deseas mejorar tu pronunciación en italiano y comunicarte como un auténtico nativo la próxima vez que viajes para hacer turismo o un curso de italiano, quédate y te enseñaremos unos cuantos consejos.

 

Conocer la fonética

Cuando comienzas a estudiar un idioma nuevo, tener algunas nociones básicas sobre fonética te ayuda a entender mejor cómo se pronuncian las palabras. En Internet podrás encontrar una gran multitud de diccionarios que te servirán como referencia para escuchar la pronunciación correcta. Este tipo de diccionarios te dan la posibilidad de escuchar la palabra y de ver su transcripción fonética.

 

Pronunciar las consonantes dobles

Al imitar a los italianos hablando, cometemos el error de marcar su acento a discreción. Lo que la gran mayoría no sabe, es que ese característico acento viene marcado por las consonantes dobles. Si consigues dominar la pronunciación italiana de las dobles consonantes y aplicarlo solo cuando es debido, conseguirás un acento perfecto

Existen dos formas de pronunciarlas, en la palabra “mamma”, por ejemplo, hay que pronunciar ambas “m” por separado (Mam-ma). Por el contrario, en palabras como “notte” en las que es más complicado hacer lo anterior, se debe hacer una pequeña pausa antes de la consonante para alargar el sonido de la “t”.

 

Acentuación de las palabras

En la lengua castellana hay palabras que se acentúan en diferentes sílabas, guiándonos por las reglas de acentuación que nos marcan donde tenemos que colocar el golpe de voz. En cambio, en italiano solo existe un tipo de acento gráfico en las palabras agudas, para el resto de palabras hay que tener muy buena memoria y retener el acento su acento ya que no hay reglas que guíen. Algo que debemos tener en cuenta, es que en italiano existen más palabras esdrújulas que en español por lo que no debes extrañarte si encuentras alguna y no suenan igual a como la pronunciaríamos en español.

 

Pronunciación de la letra “C”

Para los hispanohablantes es muy importante el uso de la letra ”C” en italiano, ya que dependiendo de la combinación su pronunciación será completamente diferente. Si la “C” está delante de las vocales “a”, “o”, “u” se pronuncia como en español. Sin embargo, si está delante de las vocales “e”, “i” se pronuncia como “che”, “chi”. ¡Dato importante! Cuando encontramos los grupos de letras “che”, “chi” en italiano se pronuncian como “ke”, “ki”, nunca como lo pronunciamos en español.

 

Pronunciación de las letras “Z” y “S” en italiano

Cuando nos encontramos una “S” delante de una vocal o una consonante sonora debemos pronunciarla con más fuerza que en lengua castellana. En cambio, cuando aparece combinada con la letra “c” formando el grupo “sc” debemos pronunciarlo com “shhh” delante de los grupos vocales “ia”, “e”, “i”, “io”, “iu”. Un sonido muy similar al que hacemos cuando mandamos callar a alguien.

La “Z” también tiene un sonido muy particular en italiano. Aunque puede parecer un poco extraño o difícil de pronunciar, con este truco seguro que lo dominarás. Cuando veas la letra “Z” recuerda que corresponde a “ts” o “ds” y verás como ya no tienes problema para pronunciarla. 

Por último, pero no por ello menos importante, recuerda que estás aprendiendo un nuevo idioma y que puedes permitirte cometer algún que otro error. Lo más importante es perder la vergüenza, cuanta más seguridad tengas en ti mismo mejor sonará tu pronunciación italiana y más confianza generarás.

 

Ahora que conoces estos trucos de pronunciación solo tienes que ponerlos en práctica. Ynsitu te ofrece la posibilidad de viajar a Italia y mejorar tu idioma haciendo uno de sus múltiples cursos en el extranjero. ¡Anímate!